Due to poor air quality, the Academy San Francisco offices will be closed Friday, Nov. 16. 

  • Síntomas de la toxoplasmosis

    Read in English:
    Escrito por Daniel Porter
    Revisado por G Atma Vemulakonda, MD
    May. 10, 2018

    La mayoría de las personas sanas con toxoplasmosis no se dan cuenta de que están infectadas y no tendrán síntomas. Cuando las personas presentan síntomas, estos son muy similares a los de la gripe e incluyen:

    • ganglios linfáticos inflamados (son pequeños órganos en forma de un frijol que se localizan en la ingle, el cuello y las axilas y que ayudan al organismo a combatir infecciones)
    • fiebre
    • dolor en el cuerpo
    • cansancio
    • dolor de cabeza

    Estos síntomas pueden durar semanas o meses. Usualmente desaparecen por sí solos.

    Para personas con un sistema inmunitario debilitado

    Su sistema inmunitario puede estar debilitado si tiene VIH/SIDA, si recibe quimioterapia, o si toma un tipo de medicamento llamado fármaco inmunosupresor. En estos casos, el cuerpo no combate las infecciones tan bien como debería. En estas personas con toxoplasmosis, los signos más graves de la infección incluyen:

    • dolores de cabeza intensos
    • inflamación del cerebro por una infección llamada encefalitis (en algunos casos, puede causar la muerte si no es tratada)
    • espasmos musculares
    • cambios en el estado de ánimo y la personalidad
    • confusión
    • convulsiones
    • problemas pulmonares
    • sensación de debilidad o adormecimiento en un lado del cuerpo

    Personas en riesgo de toxoplasmosis ocular

    Algunas personas (incluso aquellas con un sistema inmunitario saludable) están en riesgo de contraer toxoplasmosis ocular, la cual afecta los ojos. Esto causa inflamación de la retina, que se encuentra en la parte posterior del ojo. Puede causar ceguera si no se trata. Los síntomas incluyen:

    La toxoplasmosis puede dañar la retina, que es una capa de tejido sensible a la luz en la parte posterior del ojo.

    Los síntomas en los bebés

    En los bebés por nacer, la toxoplasmosis puede causar un aborto espontáneo. Los bebés que nacen a término suelen presentar:

    • bajo peso al nacer
    • agrandamiento del hígado o del bazo
    • ictericia (coloración amarillenta de la piel y los ojos)
    • toxoplasmosis ocular

    Muchos bebés nacen sin síntomas pero aún portan la infección. Algunos presentarán problemas años después como: