Some areas of AAO.org are temporarily unavailable. We apologize for the inconvenience and are working to restore access.

  • ¿Una Gota para la DMRE?

    Read in English:
    Escrito por Susanne Medeiros
    Aug. 11, 2017

    Imagine que el tratamiento para la degeneración macular relacionada con la edad (DMRE) fuera una gota en lugar de una inyección aplicada directamente en el ojo.

    Un estudio publicado este mes muestra que podría ser posible. Los científicos de la Universidad de Birmingham han desarrollado un nuevo tipo de gotas oftálmicas capaces de tratar la DMRE en la parte posterior del ojo donde la enfermedad daña la retina, causando ceguera.

    Este adelanto podría revolucionar potencialmente el tratamiento de la DMRE, una de las principales causas de ceguera a nivel mundial.

    "Estas son excelentes noticias tanto para los pacientes como para los médicos”, sostiene el Dr. Jayanth Sridhar, profesor asistente de oftalmología clínica en el Bascom Palmer Eye Institute. “Sin embargo, este fue un estudio preliminar en ojos de animales, únicamente. Es necesario seguir investigando en humanos para poder establecer su seguridad y luego su efectividad. No obstante, este estudio ofrece al menos un rayo de esperanza de lo que pude venir en el futuro, la opción de una gota tópica para suplementar o reemplazar las inyecciones".

    Ahora, la DMRE húmeda se trata con medicamentos conocidos como anti-VEGF. Un oftalmólogo – un doctor especializado en el cuidado médico y quirúrgico de los ojos – lo aplica en el ojo, a través de una aguja delgada. El tratamiento periódico permite que la mayoría de los pacientes conserven su visión.

    El problema radica en que es necesario aplicar la inyección con frecuencia, hasta una por mes, lo que hace que el tratamiento sea dispendioso y costoso para los pacientes y para el sistema de atención de salud. Además, el tratamiento tiene riesgo de complicaciones como infección y desprendimiento de la retina. Una alternativa menos invasiva sería muy conveniente tanto para los pacientes como para los médicos.

    Normalmente, las gotas oftálmicas sólo tratan la superficie del ojo. Esta nueva gota utiliza un péptido que penetra las células para administrar el medicamento a través de muchas barreras de tejido entre la superficie y la parte posterior del ojo – en cuestión de minutos.

    Los investigadores trataron ratones con las gotas oftálmicas de anti-VEGF dos veces por día, y observaron que eran tan efectivas como una sola inyección de tratamiento anti-VEGF.

    “Es evidente que necesitamos investigar más para evaluar su seguridad y eficacia en ojos humanos antes de llegar al punto de poder utilizarlas como tratamiento de rutina”, sostiene el Dr. Kasra Rezaei, profesor asistente de cirugía y tratamiento médico de la retina en la Universidad de Washington en Seattle. “Pero es una publicación muy interesante”.