Some areas of AAO.org are temporarily unavailable. We apologize for the inconvenience and are working to restore access.

  • Remedios caseros rápidos para el ojo rojo

    Escrito por
    Revisado por William Barry Lee MD
    Mar. 27, 2018

    Ya sea que esté cuidando un ojo rojo (conocido también como conjuntivitis) en el hogar o no, esto dependerá de si la situación es muy mala y qué tipo de ojo rojo es. La mayoría de los ojos rojo desapareen por sí solos en una o dos semanas.

    Si tiene afectados uno o ambos ojos y están rojos y le producen molestias, asegúrese de ver si puede definir si se trata de un ojo rojo alérgico, un ojo rojo viral o un ojo rojo bacteriano. A veces es fácil saberlo y otras solamente el oftalmólogo podrá saber qué lo está causando.

    Deberá consultar a su oftalmólogo si:

    • Tiene dolor o tiene problemas para ver
    • Hay sensibilidad a la luz
    • Los síntomas continúan por una semana o más, o si están empeorando
    • El ojo produce pus o moco en abundancia
    • Tiene algún otro síntomas de infección, como fiebre o malestar

    El ojo rojo es causa común del ausentismo escolar y puede difundirse rápidamente en ese ambiente. Asegúrese de que sus niños sepan cómo evitar el ojo rojo y otras infecciones.

    ¿Qué puede hacer en su hogar para tratar el ojo rojo?

    Si usa lentes de contacto, debe dejar de usarlo mientras su ojo está rojo. Asegúrese de limpiarlos bien antes de empezar a usarlos de nuevo lo que es aún mejor, obtenga un nuevo par de lentes de contacto.

    También debe dejar de utilizar maquillaje para los ojos mientras tenga la infección. Deshágase de su maquillaje viejo y comience con maquillaje nuevo una vez que sus ojos estén sanos.

    Remedios caseros para el ojo rojo, bacteriano y viral

    El ojo rojo viral es como el resfriado común. No hay un tratamiento para el virus y, por lo general, simplemente hay que esperar que siga su curso. El ojo rojo viral debe desaparecer por sí solo en el término de una o dos semanas.

    El ojo rojo bacteriano generalmente produce más moco y pues que el ojo rojo viral o alérgico. El ojo rojo bacteriano puede tratarse con antibióticos prescritos por un médico.

    Para reducir los síntomas del ojo rojo bacteriano o viral, usted puede:

    • Poner una toalla húmeda caliente sobre sus ojos por unos minutos
      • Para hacer compresas calientes, sumerja en agua una toalla que no suelte pelusa y exprímala hasta que no gotee.
      • Use una toalla limpia cada vez de manera que no disemine la infección.
      • Si tiene ojo rojo infeccioso en ambos ojos, use una toalla diferente para cada ojo.
    • Tome ibuprofeno u otro analgésico de venta libre
    • Use gotas oftálmicas lubricantes de venta libre (lágrimas artificiales)

    Si se le pegan los párpados, una toalla de cara húmeda en agua tibia puede aflojar el moco seco para que pueda abrir los ojos.

    Remedios caseros para el ojo rojo alérgico

    Si su conjuntivitis es producida por alergias, es importante controlar la fuente de la alergia. La irritación continuará mientras esté en contacto con cualquier cosa que la esté causando.

    El ojo rojo alérgico no es contagioso. Puede seguir yendo a su trabajo o a la escuela con un ojo rojo alérgico y nadie se va a contagiar. Para aliviar los síntomas del ojo rojo alérgico usted podrá:

    • Tomar medicamento antialérgico o utilizar gotas oftálmicas antialérgicas
    • Poner una toalla con agua fría sobre los ojos por unos minutos
    • Utilizar gotas lubricantes de venta libre (lágrimas artificiales)

    Qué no debe hacer si tiene un ojo rojo

    Cualquiera que sea la causa de su ojo rojo, no use gotas oftálmicas para reducir el enrojecimiento, como Visine. Este tipo de gotas puede ser muy desagradable si usted tiene una infección. Además, puede empeorar sus síntomas.

    El ojo rojo de origen viral o bacteriano puede difundirse fácilmente – tan fácil como un resfriado común. Si tiene una infección sólo en un ojo, tenga cuidado de no pasarla al otro ojo.

    La higiene básica no sirve para evitar que la infección se contagie a otras personas o se pase a su otro ojo.

    • Cambie las fundas de las almohadas y las sábanas todos los días
    • Utilice una toalla limpia todos los días
    • Lávese las manos con frecuencia, sobre todo después de tocar sus ojos
    • No use sus lentes de contacto hasta que su ojo no esté totalmente normal
    • No comparta nada que toque sus ojos

    Son muchos los malos consejos que suelen darnos en Internet para el ojo rojo. Nunca ponga en sus ojos nada que no sea aprobado por un médico. Los alimentos y los extractos herbales no son estériles y pueden empeorar mucho más las cosas.