• Es hora de legalizar los ojos de los homosexuales

    Escrito por Susanne Medeiros
    Sep. 28, 2022

    El oftalmólogo Dr. Michael Puente, Jr., aún era residente cuando escuchó la historia de A.J. Betts, un chico de 16 años de Des Moines, Iowa, que se suicidó después de soportar años de acoso por ser diferente. AJ era birracial, su labio hendido le producía un leve ceceo y era homosexual.

    AJ optó por convertirse en donante de órganos cuando obtuvo su licencia de conducir seis meses antes de morir. Su corazón, pulmones, riñones e hígado fueron donados, pero sus córneas fueron rechazadas porque era homosexual.

    Desde 1994, la Administración de Alimentos y Drogas de los Estados Unidos (FDA) y la Asociación de Bancos de Ojos de Estados Unidos, han prohibido el trasplante de córneas de hombres que hayan tenido relaciones sexuales con hombres en los últimos cinco años. La política fue en respuesta a un momento en que las pruebas de VIH no podían detectar el virus hasta varios meses después de la infección. Pero hoy en día, las pruebas pueden detectar el virus de manera confiable dentro de las primeras una o dos semanas de la infección.

    “Fue impactante para mí”, sostuvo el Dr. Puente sobre la historia de A.J. “No tenía ningún sentido. Tenemos pruebas para el VIH que son increíblemente precisas. ¿Por qué esta guía desactualizada todavía está en los libros? Me sentí enojado y triste, y luego me sentí culpable de que mi profesión no se hubiera pronunciado sobre este tema”.  

    El Dr. Puente decidió que sería él quien hablaría en defensa de su profesión. Pero primero, necesitaba datos. Quería saber si era común la experiencia de A.J. Llamó a los 65 bancos de ojos en los Estados Unidos y Canadá para investigar cuántos posibles donantes de córnea fueron descalificados en el transcurso de un año, debido a las restricciones federales sobre las córneas de hombres homosexuales.

    El Dr. Puente descubrió que entre 1600 y 3200 donaciones de córnea al año son rechazadas debido a las prohibiciones de donación de córnea por parte de hombres homosexuales y bisexuales en los Estados Unidos y Canadá. Su estudio, el primero de su tipo, se publicó en JAMA Ophthalmology en el año 2020.

    Su estudio también demuestra que no hay casos conocidos de transmisión del VIH a través de la córnea, incluso en la década de 1980 y principios de los 90´s, cuando al menos 10 personas recibieron trasplantes de donantes positivos, sin saberlo. La córnea es una vía poco probable para el virus, porque es la única parte del cuerpo humano que no tiene suministro de sangre; obtiene oxígeno directamente a través del aire.

    Si bien Estados Unidos tiene un suministro adecuado de córneas para atender a las personas que necesitan trasplantes, hay escasez de córneas en todo el mundo. Estados Unidos exporta unas 25.000 córneas al año, pero la demanda mundial se estima en 12,7 millones.

    Además de los datos, el Dr. Puente tiene un aliado poderoso e imparable en su búsqueda, la madre de A.J., Sheryl Moore, quien comenzó a presionar para cambiar las reglas de exclusión de donantes poco después de su muerte en el año 2013. Ya logró que la FDA simplificara su política de donación de sangre. El plazo de aplazamiento de las donaciones de sangre es ahora de tres meses, pudiendo reducirse aún más.

    El Dr. Puente y la Sra. Moore iniciaron una organización llamada Legalize Gay Eyes para promover la disminución de la política de aplazamiento de 5 años para las córneas. Han traído consigo a varias organizaciones médicas, incluida la Academia Americana de Oftalmología, la Sociedad Americana de Cataratas y Cirugía Refractiva, la Asociación Médica Americana y la Asociación Americana de Bancos de Ojos. Le han solicitado a la FDA que revise su política de 28 años basada en la ciencia actual.

    El Dr. Puente también trabajó con su congresista, el representante Joe Neguse (D-CO), para redactar una carta a la FDA. La carta obtuvo 52 firmas de miembros de la Cámara de Representantes y el Senado. La Academia Americana de Oftalmología también escribió una carta a la FDA en 2021 y continúa reuniéndose con el personal de la FDA para abordar este tema. Este mes, la Asociación Médica Americana acordó adoptar una resolución respaldada por la Academia, para actualizar sus criterios relacionados con la donación de córnea y tejido que involucra a hombres que tienen sexo con hombres.

    La FDA ha accedido a revisar sus políticas de aplazamiento de la donación de tejidos, pero no ha ofrecido un marco de tiempo sobre cuándo lo decidirá, afirmando que el proceso solo estará basado en datos.

    Según el Dr. Puente, “Esta política se basa en lo que sabíamos en el año 1994, no en lo que sabemos ahora. Estoy seguro de que cuando revisen 28 años de ciencia, actualizarán esa política”.  

    Han pasado nueve años desde que A.J. murió, y la Sra. Moore finalmente puede hablar de él sin lágrimas.

    “Era el ser humano más extraordinario que he conocido. Hacer que se cambie la ley para que los hombres homosexuales puedan donar córneas significaría que mi hijo cambiaría el mundo. Cuando pierdes a un hijo, tu mayor temor es que lo olviden”, dice la Sra. Moore sobre su hijo,

    Gracias a su mamá y al Dr. Puente, A.J. será recordado.