• Llegan nuevas gotas blanqueadoras para los ojos a los estantes de las droguerías

    Escrito por Celia Vimont
    Sep. 11, 2018

    Las nuevas gotas para blanquear los ojos pueden tener algunas ventajas comparadas con las gotas antes disponibles como Visine, aunque los oftalmólogos advierten que cualquier tipo de gotas para blanquear los ojos puede enmascarar los síntomas de una enfermedad grave. Lumify fue aprobado por la Administración de Alimentos y Drogas de los Estados Unidos en diciembre de 2017 y comenzó a venderse a mediados del 2018. La publicidad para Lumify sostiene que las gotas pueden utilizarse cuatro veces al día. Sin embargo, cualquiera que piense que requiere gotas con esa frecuencia deberá hacerse examinar los ojos primero por un oftalmólogo para determinar la causa del enrojecimiento, sostiene la Dra. Laurie Barber, vocera de la Academia Americana de Oftalmología.

    TEl ingrediente activo de Lumify es una brimonidina, aprobada por primera vez por la FDA en una dosis más alta como medicamento para glaucoma, expedido únicamente bajo fórmula médica bajo el nombre de Alphagan. El ingrediente activo de Visine es la tetrahidrozolina. Estos dos medicamentos actúan constriñendo los vasos sanguíneos de ojo para reducir el enrojecimiento, lo que reduce tanto el flujo sanguíneo como la oxigenación del tejido ocular.

    Al suspender el uso de las gotas de tetrahidrozolina, cesa la constricción de los vasos. Cuando éstos vuelven a abrirse, pueden abrirse aún más que antes cuando el ojo vuelva a recibir nutrientes y oxígeno. Las arterias más dilatadas bombean más sangre para reponer el tiempo perdido, lo que puede producir mayor enrojecimiento. Este efecto — conocido como efecto de rebote – puede llevar a un círculo vicioso que hace que quien las usa dependa de las gotas para tener ojos blancos.

    La diferencia en la forma como actúan los dos medicamentos es que el Visine actúa sobre un receptor en las arterias del ojo, mientras que el Lumify actúa sobre un receptor en las venas. Las arterias llevan sangre oxigenada al ojo mientras que las venas sacan la sangre del ojo. Al actuar sobre las venas, Lumify no interrumpe el flujo de oxígeno al ojo y se reduce así el riesgo de efecto de rebote, según indica Bausch & Lomb, el laboratorio que las fabrica.

    La Dra. Barber dice que ella tiene dudas acerca de los efectos del Lumify a largo plazo, puesto que los estudios utilizados por la FDA para aprobar las gotas duraron apenas cinco semanas. También advierte que las gotas contienen un preservante llamado cloruro de benzalconio que puede producir una reacción en el ojo. "Si utiliza Lumify cuatro veces al día, estará administrando una gran cantidad de preservante a su ojo", sostiene la Dra. Barber.

    La principal preocupación de la Dra. Barber es que cualquier tipo de gotas para blanquear el ojo puede ser utilizado para eliminar el enrojecimiento, que puede ser síntoma de una enfermedad ocular. El ojo rojo puede asociarse a una amplia gama de afecciones oculares, incluyendo alergias, conjuntivitis (ojo rojo), úlcera cornealglaucoma y sangrado dentro del ojo.

    "Preferiría que los pacientes no utilizaran, de forma habitual por largos períodos, ningún tipo de gotas para blanquear los ojos. Sin embargo, para uso a corto plazo en determinadas ocasiones, se cree que el Lumify tiene menos efecto de rebote del enrojecimiento," sostiene la doctora. "No queremos que los pacientes utilicen gotas que puedan enmascarar síntomas de enfermedad — suponiendo que hubiera algún problema en sus ojos, es necesario poder detectarlo. Todos deberían ser evaluados para saber la causa del ojo rojo antes de utilizar estas gotas oftálmicas de forma habitual".