• Gotas para aliviar el dolor ocular

    Read in English:
    Escrito por
    Revisado por Brenda Pagan-Duran MD
    May. 19, 2019

    ¿Qué son las gotas para aliviar el dolor ocular?

    El dolor ocular puede ser producido por varias cosas. Es más común después de haberse sometido a una cirugía ocular de haber tenido una lesión o una infección ocular. Es también un síntoma de alergias oculares y ocasionalmente de ojo seco. Para aliviar el dolor y sanar el ojo, su oftalmólogo puede prescribirle gotas que alivien el dolor.

    Generalmente hay tres tipos diferentes de gotas oftálmicas para el alivio del dolor. Incluyen:

    • AINES (antiinflamatorios no esteroideos): Estas gotas actúan reduciendo una sustancia en el organismo que aumenta la sensación de dolor y produce inflamación. Pueden utilizarse mientras el ojo sana de una cirugía, una lesión o una infección e inflamación.
    • Corticosteroides: Al igual que los AINES, los corticosteroides reducen las sustancias del cuerpo que producen inflamación e hinchazón. Estos medicamentos pueden también utilizarse cuando se está sanando el ojo después de una cirugía, una lesión o una infección.
    • Anestésicos locales: Estas gotas adormecen el ojo y son administradas por el oftalmólogo para bloquear los nervios del ojo a fin de que no envíen señales de dolor al cerebro. (¿Sabía que la córnea tiene más terminales nerviosas que cualquier otra parte del organismo? ¡Es por eso es que duele tanto golpearse el ojo!). Estas se usan para hacer exámenes oculares con menos molestias (como cuando se mide la presión intraocular) y para bloquear el dolor durante la cirugía ocular.

    ¿Por qué no puedo conseguir las gotas para el dolor ocular sin prescripción médica?

    La mayoría de las gotas para aliviar el dolor ocular sólo se consiguen con prescripción médica por razones importantes:

    1. Cuando va al oftalmólogo en busca de alivio para el dolor ocular, éste puede buscar y tratar la causa del dolor y posiblemente salvar su ojo.
    2. El oftalmólogo sabe exactamente qué tipo de gotas y qué dosis de medicamento oftálmico hay que utilizar para su afección ocular y la prescripción que le dará será específicamente para usted.
    3. Algunas gotas oftálmicas pueden producir más problemas de salud. Por ejemplo, pueden causar problemas en la superficie del ojo, una infección en el ojo u otras complicaciones si se utilizan en exceso o se utilizan mal. Su oftalmólogo se asegurará de que usted entienda cómo utilizar sus gotas oftálmicas y cómo aplicárselas de forma correcta.
    4. Al prescribirle gotas para el dolor ocular, su médico puede monitorear la salud de sus ojos más de cerca y asegurarse de que usted obtenga el cuidado que requiere al momento correcto.

    Cuando las alergias o los ojos secos producen ardor o sensación de quemadura en los ojos, algunas de las gotas oftálmicas que pueden obtenerse (sin prescripción) pueden ayudar. Por ejemplo, las lágrimas artificiales libres de preservantes pueden utilizarse con la frecuencia que sea necesaria para el ardor o la sensación de quemadura en los ojos. Sin embargo, las gotas oftálmicas que se venden sin fórmula médica para quitar el enrojecimiento de los ojos irritados pueden, en realidad, causar más problemas de ojo rojo si se utilizan con demasiada frecuencia.

    ¿Son seguras las gotas para aliviar el dolor ocular?

    Las gotas de anestésico que adormecen la superficie ocular solo pueden ser prescritas por su oftalmólogo y no se pueden comprar sin fórmula médica. Cuando se utilizan bajo la supervisión del oftalmólogo, estas gotas para el dolor de los ojos son seguras.

    Las gotas que adormecen la superficie del ojo pueden tener algunos efectos secundarios como:

    El utilizar estas gotas anestésicas con demasiada frecuencia (ya sea por la frecuencia de los exámenes oftalmológicos o por usarlas sin supervisión médica) pueden causar problemas de salud. Asegúrese de informarle al oftalmólogo si está usando estas gotas y si no fueron prescritas.

    Los AINES para el dolor en el ojo son seguros cuando se utilizan exactamente como su médico lo prescribe. Pueden tener algunos efectos secundarios que incluyen:

    Los corticosteroides para el dolor ocular suelen ser seguros cuando se utilizan exactamente como fueron prescritos por el oftalmólogo. Sin embargo, no están destinados generalmente para uso a largo plazo dado que pueden producir algunos problemas. Por ejemplo, si se utilizan gotas oftálmicas con corticosteroides por más tiempo del recomendado, puede aumentar la presión del ojo y producir problemas de glaucoma. El uso prolongado puede inclusive llevar a la formación de cataratas y a una posible infección ocular. También puede notar un mal sabor en la garganta o en la boca minutos después de aplicárselas en el ojo. Su oftalmólogo utilizará estas gotas de forma limitada para aliviar el dolor ocular mientras trata el problema que está causando el dolor.